CRÍTICA| El nuevo Robe

Extremoduro. Si hay un grupo que encapsula el sentimiento rock en España, el no preocuparse por el “qué dirán” y una continua controversia, muy probablemente se trate de este grupo. A la cabeza de la banda, “Jesucristo García”, un “Duende del Parque”, un “Enemigo” o simplemente, Robe Iniesta. Uno de los músicos más representativos de un género en nuestro país. Un poeta al que los caminos de la música parecían en ocasiones quedarle pequeños. Una sensibilidad que sale de un acento extremeño mezclado con una voz áspera. Con el palmarés que da estar al frente de Extremoduro durante casi 30 años, Robe presentaba la semana pasada ‘Destrozares, canciones para el final de los tiempos’, el segundo disco que lanza apartándose de esta agrupación.

En un tono intermedio entre le simpatía y el desazón habitual que sufre hacia los medios, el placentino y sus compañeros de disco dieron una rueda de prensa a su estilo: directo, sincero y uniendo en momentos una absoluta ambigüedad a la hora de expresarse con momentos de lucidez .Entre algunas respuestas como por ejemplo afirmar que el rock se encuentra en un estado débil actualmente, el que escribe estas líneas se queda con una sentencia: “Yo ya no quiero ser el Robe de antes, ya lo fui”. Estas palabras dan qué pensar en cuanto a su trabajo fuera de Extremoduro desde que se publicara ‘Lo que aletea en nuestras cabezas’.

Violines en lugar de guitarras eléctricas. Canciones que en vez de hacer hervir la sangre te acarician el corazón. El compositor abandonaba su zona de confort más rockera y en 2015 nos sorprendía con todo un viaje que invitaba a la reflexión con uno mismo y con el mensaje que se intenta transmitir; lo interpretado con lo recibido. Una sensibilidad ni siquiera alcanzada por ‘La Ley Innata’ que supone el nacimiento de la vena más tierna de Robe, que muchos veían venir desde tiempo atrás. Un año después, ‘Destrozares’ viene a afianzar ese camino fruto de dicho aleteo, dejando claro la capacidad compositiva de los integrantes (todos los músicos que participan son de origen extremeño) tanto en calidad como en cantidad, publicando este segundo álbum relativamente pronto, viendo el panorama general de la música.

‘Destrozares’ es una continuación de la senda más lírica de Robe. A menudo se tiende a asociar la personalidad de un grupo con su frontman. Esta es la demostración más reciente de esto no siempre es así. Es un regalo más de un poeta en el cuerpo de un músico. Y por supuesto  no es Extremoduro. Es más, no tiene que serlo.

Por Álvaro González.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s